Con el nombre tan bonito que tienes…

Ayer vi publicada esta entrada en la cuenta de Google+ de un homeópata y naturópata. No acostumbro a parar demasiada cuenta en lo que publica, entre otras cosas, porque hay miles de cosas que me parecen más interesantes y para las que no tengo tiempo, pero de ésta me llamó la atención la planta que ilustraba la reseña.
No es por criticar ni refutar la información que da sobre la planta, sino por un detalle tonto, algo en realidad sin importancia, comparado con lo trascendente del articulillo. Pero ya sabéis que soy un poco chinche, en realidad  yo no soy malo, es que me han dibujado asín

Al final hay un par de comentarios, a los que me suscribo incondicionalmente.

Los beneficios del té de Tulsi: Una de las hierbas más sagradas de la India

El té de Tulsi o ”hierba de San Basilio” también es conocida como la ”Reina de las Hierbas” (Queen of the Herbs) en India. Desde tiempos ancestrales, el té de tulsi, o hierba de San Basilio es reconocida como una de las hierbas más sagradas de la India debido a sus beneficios para la salud y propiedades curativas.

El té de Tulsi, es originario de la India y es conocido por sus propiedades antioxidantes y adaptogénicas, que ayudan a promover el bienestar, reduciendo el estrés, la fatiga y contribuyendo a reforzar el sistema inmunológico.

Los beneficios más destacables del té de Tulsi para la salud son:

• Fortalece el sistema inmunológico, promueve la longevidad y mejora el bienestar.

• Promueve la salud del corazón para reducir el colesterol y la presión arterial alta.

• Facilita la función saludable del hígado.

• Ayuda con la digestión y problemas gastrointestinales.

Reduce el daño a los tejidos celulares y de los rayos solares, la terapia de radiación y otras fuentes de radiación.

• Alivia la inflamación de la artritis y otras enfermedades

•Ayuda a combatir las infecciones.

• Aumenta la eficiencia del organismo en el uso de oxígeno, que mejora la resistencia, fuerza y resistencia.

• Promueve la salud respiratoria.

Neutraliza los bioquímicos peligrosos que contribuyen al cáncer, las enfermedades degenerativas y el envejecimiento prematuro.

• Reduce los efectos negativos físicos y psicológicos del estrés.

Es importante señalar que, si bien existe evidencia científica que apoya muchas de estas declaraciones de propiedades saludables, se necesita todavía más investigación adicional para justificar su ausencia de efectos secundarios y sobre la seguridad y/o impacto con algunos medicamentos, (de la misma manera que ocurre con cualquier terapia a base de hierbas). Por eso, es conveniente que consultéis con vuestro médico, antes de utilizar cualquier tratamiento de fitoterapia o a base de hierbas para tratar y apoyar vuestras necesidades de atención médica (si fuese ese el caso).

http://blog.hola.com/viviresunplacer/2011/03/los-beneficios-del-te-de-tulsi-una-de-las-hierbas-mas-sagradas-de-la-india.html

·····················································

Tocacojoneitor

¿Y por qué ponéis tantos nombres raros? En España esta hierba se conoce desde que la trajeron los árabes, y desde entonces se la conoce con el nombre de albahaca.

ALBAHACA, Ocymum basilicum
·····················································

Tocacojoneitor   Ayer a las 21:29

Y el Petroselinum sativum,  una hierba sagrada de los romanos, conocida también por “hijo, traíme un manojo de hojas de la maceta p’al pescao” o “Mecachis, ya me se ha olvidao de pedirle un manojo a la pescatera”, conocida por la afición que tiene Karlos Arguiñano a echarla hasta en el Yogur. Eso sí, él la llama “perejil”. La manía de los vascos de tocar los arraultzak…
·····················································

Tocacojoneitor   Ayer a las 23:24

Tanto nombre raro para ir a decir algo que todo el mundo sabe: que la albahaca es un tónico cojonudo.
Poner una entrada para hablar de lo nocivo que es el  acetil-salicilato de hidrógeno.
Bien, en realidad, la planta ilustrada no es la albahaca Ocimum basilicum, sino un pariente suyo, llamado en la nomenclatura binomial Ocimum tenuiflorum.
Ignoro si se cultiva desde hace tiempo en España, o en otros países vecinos, aunque lo dudo, porque aún hoy es muy poco conocida. Lo que sí sé es que, las pocas veces que he podido verla, me la han nombrado como albahaca india, o bien albahaca de la India, a la manera usual de nombrar las plantas que, no siendo la representante canónica en un lugar, guarda con ella alguna semejanza.
Entonces, ¿de dónde han salido estos nombres? Son posiblemente, una traducción literal del nombre en inglés, como sucede en tantas ocasiones. La única fuente que he podido encontrar, en Wikipedia, cita el nombre que recibe en Tailandia, como “albahaca sagrada tailandesa”, aunque el traductor devuelve solamente “albahaca sagrada” cuando se introduce el nombre en tailandés Kapherā (กะเพรา)
Respecto de las propiedades que enumera, me llama la atención un apartado, que he resaltado en negrita:
 
Reduce el daño a los tejidos celulares y de los rayos solares, la terapia de radiación y otras fuentes de radiación.

He estado buscando la fuente que sostenga esta afirmación, y finalmente la he encontrado: el estudio original se publicó en el nº 3 del INDIAN JOURNAL OF BIOCHEMISTRY AND BIOPHYSICS aparecido el año ¿1965?, bajo el título Radioprotective effect of leaf extract of Indian medicinal plant Ocimum sanctum (sinónimo de O. tenuiflorum), de los investigadores Devi PU, Ganasoundari A. Posteriormente se han llevado a cabo más estudios basados en los resultados del anterior, confirmando que dos de los compuestos presentes en la planta, concretamente los flavonoides orientina y vicenina, reducen el daño celular producido por radiaciones.
Enlace al estudio

La planta también se utiliza, desde hace tiempo, por sus propiedades hipoglucemiantes, en pacientes diabéticos no insulino-dependientes, además carece de los efectos hipotensores de la Stevia rebaudiana, una planta reivindicada por los
New Agers como remedio prohibido por los intereses comerciales. Curiosamente, no hay en la reseña mención alguna a esta propiedad, la única por la que se utiliza regularmente con fines medicinales.

Todo esto es lo que me lleva a pensar que, en realidad, lo que hace atractiva a la sagrada albahaca india a los ojos de los seguidores de esa filosofía, despreciando por omisión a nuestra querida albahaca común, que es, por historia y tradición, un miembro con derecho propio de nuestra cultura mediterránea, es, precisamente, el carácter profano de esta última.

También pienso que gran parte de la culpa de este ninguneo la tiene su origen, una zona donde la religión mahometana es históricamente mayoritaria. Comparada con la religión, o propiamente, con el mosaico de doctrinas que se aglutinan bajo el hinduísmo, aquélla destaca por todo un abanico de cortapisas a la libertad individual, que el hinduísmo, paradigma de vehículo de desarrollo personal, proscribe.

Sí, ya sé que estás pensando en la incongruencia que supone el sistema de castas que el hinduísmo establece, pero eso es porque tu perspectiva temporal es incorrecta: en realidad, nuestra vida actual no es más que un paso en la historia de nuestro ser, y ese sistema nos brinda la oportunidad de ascender en la escala y mejorar nuestra valía.

¿Que no te sirve para nada, porque no eres capaz de recordar tus vidas pasadas, y así poder aprender de tus errores? No, no es así. En la caleidoscópica cultura india hallarás plantas que te ayudarán a recordarlas. Pero para eso hace falta que pongas algo de tu parte, si fuera tan fácil, todos seríamos seres maravillosos, ¿no te parece?

Anuncios

Escribe algo si tienes ganas

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s